enero 23, 2011

‘-¿Dónde has estado?’
‘-Por ahí. Intentando olvidar tu mentira y el miedo que siento ahora mismo por nosotras, mamá.’
Este día sentí como se desvanecía el suelo bajo mis pies y como caía a un abismo negrísimo que me asustaba más que mi propia muerte. Estamos preparados para morir, porque es ley de vida, pero somos animales, como cualquier otro, y en el fondo no estamos nada capacitados para ver morir a un ser querido.

No hay comentarios:

Todo te da igual, cuando él

Todo te da igual, cuando él
es lo mejor que tienes.
Creative Commons License Todos los textos y fotos que están aquí escritos o colgados, son míos.licencia de Creative Commons. Respétalo, por favor, y no te los descargues.