abril 12, 2010

Estornudé estrepitosamente varias veces seguidas, haciéndole reir a carcajadas. Le miré con el ceño fruncido, en una mueca un tanto graciosa, y estornudé por quinta o sexta vez.
-Me has vuelto a contagiar tu constipado, Brontë, asi que no te rías tanto de mi....
-Jajaja, chiquilla, estás muy mona con la nariz tan colorada, ¡Y los mofletitos más hinchaditos aún que de costumbre!
-Eres muy simpatico, eh- dije irónicamente pellizcandole el brazo.
Me dio un beso suavito en los labios y me arropó aun más con el edredón gris.
-Gracias por venir hoy.
Sonrió y se fue, dejando bien cerrada la puerta de mi cuarto, y la principal.

1 comentario:

Queen of Hearts dijo...

Es bonito que alguien venga a verte cuando estás enferma :)

¡Un beso!

Todo te da igual, cuando él

Todo te da igual, cuando él
es lo mejor que tienes.
Creative Commons License Todos los textos y fotos que están aquí escritos o colgados, son míos.licencia de Creative Commons. Respétalo, por favor, y no te los descargues.